Emotivo homenaje a Laura Pollán : Damas de Blanco Miami y Berta Soler









Año 2010: Juan Wilfredo Soto Garcia

  • JoomlaWorks Simple Image Rotator
  • JoomlaWorks Simple Image Rotator
  • JoomlaWorks Simple Image Rotator
  • JoomlaWorks Simple Image Rotator
  • JoomlaWorks Simple Image Rotator
  • JoomlaWorks Simple Image Rotator
  • JoomlaWorks Simple Image Rotator

Programa de Radio

Agenda Cuba

Sábados a las 6:30 a.m.

Domingo 1:00

envivo

Para escuchar por Internet

Para escuchar Programas Recientes

 

Nuestras Visitas:

mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterToday107
mod_vvisit_counterYesterday337
mod_vvisit_counterThis week1303
mod_vvisit_counterLast week3461
mod_vvisit_counterThis month13094
mod_vvisit_counterLast month19888
mod_vvisit_counterAll days2974200

Agenda Cuba en Twitter

Red Social:

Síguenos en Twiiter,

Twitter

en FaceBook

icono_facebook

y en YouTube

youtube

 

 

Yoani Sánchez

Háblalo sin Miedo

Miles festejan a la Virgen de la Caridad en Cuba PDF Imprimir E-mail
Noticias
Lunes, 05 de Septiembre de 2011 07:00

Por Rigoberto Diaz - El Nuevo Herald - Bajo un intenso sol, con rezos y cánticos, miles de cubanos recibieron el domingo en el Caridad del Cobre pueblo de Madruga, 65 kilómetros al este de La Habana, la imagen de la Virgen de la Caridad del Cobre, Patrona de Cuba, en su primera peregrinación por la isla en 52 años de gobierno comunista.

“Llegó el momento en que nuestra Arquidiócesis de La Habana recibe a la Virgen de la Caridad. Es un momento de gozo, alegría”, porque “nos trae salud y esperanza”, dijo el cardenal Jaime Ortega ante los fieles congregados a la entrada del pueblo, conmocionado por la llegada de la imagen de la Patrona.


Ortega, también arzobispo de La Habana, elogió los cambios emprendidos por el gobierno y el clima de diálogo que permitió la romería de la Virgen, y pidió a los cubanos a “abrir sus corazones” para recibir “su mensaje de paz, fraternidad y la reconciliación”.

“Esto es parte del ambiente nuevo de cambio que hay en Cuba” y “que esperamos y pedimos a la Virgen de la Caridad que continúen”, añadió en referencia al inédito diálogo que inicio en el 2010 con el gobernante Raúl Castro, cuyo principal fruto fue la excarcelación de unos 130 presos políticos.

En una urna de cristal sobre el techo de un camión y escoltada por motos de la policía que hicieron sonar sus bocinas, la Virgen entró en Madruga, un pueblo de campesinos, provocando la euforia de los fieles que portaban flores y carteles, agitaban banderitas y no dejaban de entonar cánticos.

“Es la madre de todos los cubanos, qué bueno que nos bendiga. Hay tanto que pedirle”, declaró emocionada a la AFP Maritza Sánchez, una ferviente cristiana de 59 años, que se dedica a visitar y llevarle comida a los enfermos de su parroquia en Madruga.

Para María Echizárraga, que vive en un pueblo vecino y se levantó muy temprano para llegar a tiempo a la ceremonia, “es una buena oportunidad para pedirle por los jóvenes que aún no han podido encontrar su camino” y “sobre todo mucha salud y prosperidad” para Cuba.

Las procesiones, vetadas en Cuba en la década de 1960, fueron restablecidas en ocasión de la visita del Papa Juan Pablo II en 1998, cuando las difíciles relaciones entre el gobierno comunista de Fidel Castro y la jerarquía católica comenzaron una etapa de acercamiento.

En el peor momento de la confrontación, más de cien sacerdotes fueron expulsados, se confiscaron bienes de la Iglesia y ésta quedó confinada en sus templos.

La peregrinación, que comenzó el 8 de agosto en Santiago de Cuba, 970 kilómetros al este de La Habana, concluirá el 30 de diciembre en la capital, cuando la imagen regresará al santuario de la virgen en el poblado de El Cobre.

Su único peregrinaje ocurrió entre 1951 y 1952, en honor del cincuentenario de la República. Entonces fue despedida por el arzobispo de Santiago de Cuba, Enrique Pérez Serantes, el mismo que intercedió para salvar a Fidel Castro y otros rebeldes del frustrado asalto al cuartel Moncada en 1953.

La imagen de la virgen mulata apareció, según la leyenda, por primera vez en 1612 ante tres pescadores que iban en una barca por la bahía de Nipe, en el oriente de la isla.

En Cuba, 15 por ciento de los 11.2 millones de habitantes es practicante de una religión definida, 15 por ciento se dice ateo y el resto son creyentes de marcado sincretismo religioso, sobre todo el cristianismo y cultos de origen africano.

Los cubanos identifican a la Virgen con Ochún, uno de los orishas del panteón yoruba.

De ahí que durante la procesión, que concluyó con una misa en el parque principal del pueblo, algunos, como Carmen Rodríguez, portaban collares de cuentas blancas y amarillas, de Ochún. “Esto es lo mejor que nos podía pasar, vivimos tiempos de cambios y la Virgen nos dará un impulso”, dijo la mujer de 62 años.